Ya está en nuestro canal de YouTube el vídeo con el seminario impartido por Augusto Escalante, investigador del Instituto de Neurociencias de Alicante (CSIC-UMH), invitado por Camino de Juan Romero, investigadora del IDiBE.

El doctor Augusto Escalante estudió Biología en la Universidad de Málaga y realizó sus tesis doctoral en el Instituto de Neurociencias (Alicante) bajo la supervisión de la doctora Eloísa Herrera. Durante este período,  su investigación se desarrolló en el estudio del control transcripcional de las decisiones que toman los axones durante el desarrollo para alcanzar sus correspondientes células diana (Escalante et al., 2013, Neuron, «Zic2-dependent axon midline avoidance controls the formation of major ipsilateral tracts in the CNS»). Para su investigación postdoctoral, realizada en el Instituto Max Planck de Neurobiología (Munich, Alemania) bajo la supervisión del Dr. Ruediger Klein, el Dr. Escalante ha trabajado en la identificación de circuitos neuronales espinales que controlan la sensación de picor y el desarrollo de fenotipos de picor crónico combinando el uso de técnicas de genética interseccional, quimiogenética y análisis del comportamiento (Escalante & Klein, 2020, Cell Reports, «Spinal inhibitory Ptf1a-derived neurons prevent self-generated itch», Accepted in principle). Recientemente, ha vuelto al Instituto de Neurociencias tras conseguir una de las competitivas Junior Leader Fellowships de la Fundación La Caixa para establecer su propia línea de investigación centrada en los circuitos neurales del picor.

A continuación, un resumen del seminario facilitado por el ponente:

Cualquier sistema sensorial ha de ser capaz de ignorar los estímulos generados por el propio individuo durante la ejecución de movimiento para asegurar la correcta detección de estímulos externos que pueden suponer una amenaza para la supervivencia del organismo. En el sistema somatosensorial hemos descrito el papel de una subpoblación de neuronas espinales determinadas por la expresión del factor de transcripción Ptf1a que resultan ser esenciales para el control inhibitorio de los estímulos mecanosensoriales inocuos generados por el propio animal durante el movimiento. La eliminación de estas células conlleva el rápido desarrollo de un intenso picor crónico que es dependiente del movimiento del vello del ratón inducido por el movimiento. Este trabajo demuestra la importancia de mantener un alto tono inhibidor en el asta dorsal de la médula espinal sobre la continua llegada de señales tactiles que estimulan nuestra piel.

Share This